martes, 14 de julio de 2020

CONFESIONES DE PANDEMIA

Hola.
Hace muchos meses que no escribo aquí; saben que tengo diarios y preferí tal vez el papel en algún intento de explicar acontecimientos de honestidad vergonzosa.
Pero, quiero confesar muchos sentimientos y pensamientos que durante este año corrieron por mi mente una y otra y otra vez.
No sabía que hacer.
Cuando supe que estábamos en un estado de emergencia y en cuarentena me quedé helada porque automáticamente pensé que no iba a viajar a la tierra por mucho tiempo y ese tiempo ahora de triplicó.
No puedo quedarme en un solo lugar, tal vez solo esos día en los que me agarra la depre y lo único que quiero es caminar y escribir, me pesa la guitarra y leer no me distrae.
Hubieron días en lo que salir y sortear a la polícia parecía muy riesgoso, otros días eran netamente necesarios porque había estado investigando a fundaciones falsas y justo estas fundaciones no daban rastro en la etapa más difícil de estos últimos tiempos. No, yo no iba a quedarme en mi casa, yo iba a hacer lo que me encanta, a jugármelas, a cuidarme pero a ver con mis propios ojos lo que sucedía.
No había trabajo, amigos se quedaron sin empleos y todo estaba cerrado, menos los prostíbulos de Quilca.
Me tildaron de loca para variar y es algo a lo que estoy acostumbrada; nunca creí en el Estado ni el el Gobierno ni la justicia por que había gente muriendo y parecía una carnicería.
Era lógico que nos querían muertos o al menos era lógico que no daban el 100%.
Odié a los hospitales y odié a Vizcarra. Odié a los congresistas y ministros. Odié el periodismo amarillista y a los comerciales que salen vendiendo seguros de vida.
Tal vez lo que me llevó a ser constante en mi trabajo fue la fuerza que sentía al no poder hacer nada más que avisarles y contarles lo que veía por las redes sociales.
La redes sociales, otra cosa que me da pereza pero son necesarias.
Pensaba, carajo por qué los hoteles no se habilitan como hospitales?, por qué la clínicas no albergan a la clase humilde ? por qué el presidente es tan lento? por qué no se ponen en el lugar de las personas que no tienen nada y que ahora tenían más allá de absolutamente nada?.
Hasta que se creó "La casa de Todo"s obviamente pre casting, los que tenían problemas psiquiátricos no ingresaban. Que asco.
Mil fundaciones nacieron para lucrar tomándose selfies con infectados, pidiendo dinero para los más necesitados y pues todo una farsa que sé pero que no puedo probar.
Aún así entraba el invierno y pensaba en que esto se llevaría este año, el año en que nos tocó ser fuertes y perdimos amores y no sabemos si fué por un virus o eutanasia.
Tenemos a periodista que e pelean en la tele, una conductora que ama el chisme y un Gobierno débil.
Pensé que de esta saldría má fuerte y me siento má fuerte para ir a trabajar a la sierra. Amo este país, pero no amo a su gente racista, clasista y huachafa.
La huachafada del apellido... ni el apellido te salva de este virus.
Sólo puedo decir que ya me cansé de la lucha de egos, má que antes porque ya venía cansada, no quiero ver más televisión ni peleas de periodistas vedetescas.
Quiero tranquilidad y dedicarme a trabajar porque nadie e eterno. Todos moriremos.
Besos.
Fato.




sábado, 1 de febrero de 2020

PONERLE TÍTULO A LA VIDA

La vida va cambiando en cada segundo y muchas veces no nos damos cuenta. Si tuviésemos la percepción afilada podríamos saber y reconocer si cada paso que damos va a ser un paso acertado. Nunca había pensado en tan gran discordancia del destino porque si vamos a la segura nunca aprenderemos de fallas.

Estamos tan desalentados a fallar que cuando pasa nos deprimimos y sentimos esa confusión como cuando nos levantamos muy rápido de una pesadilla en una siesta de la tarde, o como cuando se nos pasa la hora y recién podemos terminar de almorzar o como cuando esperamos tanto que sea la hora de cenar que toda esa emoción por comer algo rico se acabó al dejar el tenedor y volvemos a la rutina.
He temido a rutina tanto que también la he deseado muchas veces. Así somos los seres humanos, si tenemos algo queremos otra cosa y si lo conseguimos ya no nos gusta pues perdemos el deseo y el interés. A la reacción que viene con esa estabilidad se le llama, en muchos casos, madurez.
No puedo estar más en desacuerdo con esto.
Soy una mujer de 34 años que claramente no sigue las normas. Me refiero a aquellas normas del reloj biológico, de formar una familia, de sacar el auto a plazos y de avergonzarme de usar transporte público. Creo que si las siguiera me volvería aún más ansiosa y créanme que a veces los ataque de ansiedad me comen.


Escribo con una sonrisa, un té verde y en pijamas en este momento, pijamas no limpias pero al fin y al cabo ustedes no las huelen.
Escribo aquí, así todo esto e los blogs esté pasado de moda porque soy una persona que no sigue la moda. Me conozco y puedo tener una semana llena de fortaleza y luego a la siguiente semana me pregunto ¿porqué estoy tan sensible?. No es por ser mujer, es porque me esforcé mucho en ocultar emociones que como un globo que se va llenando de agua ... hasta que explota.
¿Qué sucede cuando vivimos pensando en la gloria de la fama?, esta pregunta me la hice hace algunos años y la respuesta es; si vivimos para los demás, para lo que piensen de nosotros, cuando ellos no estén pues nos vamos a quedar sin nada. 
Creo que la madurez llega y se construye cuando nuestros actos están casados con la conciencia y caminamos de la mano con la empatía.

No soy un modelo a seguir, no por favor porque estoy llena de errores.
Pero si me dejan darles un consejo, la vida no es como una serie que pones pausa y luego play y así. La vida no tienen pausas pero nosotros como humanos podemos hacer que nuestras propias pausas valgan la pena. 
Está bien, queremos conquistar el mundo, ser reconocidos, famosos, líderes, gerentes, yo que sé; pero no pierdan esa alegría de sentir que no han tenido que pasar por encima de nadie para lograrlo.

Un abrazo

Fátima .

miércoles, 6 de noviembre de 2019

PERSONAS TÓXICAS Y ¿CÓMO RECONOCERLAS?

Hola chicos, a lo que aún leemos blogs de estos que ya se consideran antiguos.
No puedo engañar a las personas que me aman y menos engañarme a mí misma. En un momento de mi vida fui una persona tóxica.
Se preguntarán ¿a qué me refiero?; paso a describirlo.
En esos años, Fátima no se quería, se miraba al espejo y sentía que todo iba muy lento, que estar de novia con alguien era tener que estar todo el tiempo a su lado, me hacía expectativas y tenía anorexia.
Recuerdo comenzaba la banda a sonar en TV Rock; y yo sentada hablando de mis bandas favoritas sin haber almorzado o tal vez comí un paquete de galletas integrales sin miel.
Para ese entonces pesaba 41 kilos y bajando.


Hacía comerciales de tele y para nadie es secreto que las casas realizadoras sobre todo algunos "creativos" son muy directos y torpes en la manera de comunicarse. Llegas a probarte el vestuario y comienzan los .. " hay no.. está gorda y es chata " ( estaba en lo 38 kilos).
Recuerdo de manera muy clara cuando estaba en la universidad y tenía esta enfermedad que comenzaron las migrañas, los dientes amarillos, y me gustaba el alcohol.
No chicos, no fui un ejemplo para seguir.
Amo y amaba a mi familia pero todo esto sucedía y ellos no hablaban conmigo porque teníamos problemas más graves. Papá no vivía con nosotras pero nunca le falle al tercio superior.
Me sentía orgullosa de tocarme y no sentir rollos ni panza. Iba muy orgullosa usando mis tops favoritos, creyendo que ser delgada era lo mejor y comenzaron las visitas a la casas de playa pitucas de mis amigos... la presión era más fuerte igual que el racismo.


No me sentía cómoda, tenía que poner un alto; tenía que dejar de ser tóxica conmigo misma.
Comía lechugas, atún al agua y sabía todos los trucos de eso que te hacen bajar de peso.
Me cansé.
Pasaron 5 años y me cansé.
Lo último que tuve fue una discusión con una señora directora de una agencia de modelos asquerosa que dijo que mi peso era muy alto y que tenía que simular tener piernas más largas teniéndose más delgadas. Chicos yo estaba en LOS HUESOS.
No tengo fotos de eso, al menos no que se me vean los huesos, no habían teléfonos inteligentes ni laptops o cosas así.
QUE POCO ME QUERÍA, ME DOY CÓLERA.
Hoy pienso en cada niño que muere por hambre y cada anciano y mendigo y me siento tan mal que juré nunca juzgar a nadie por su físico; jamás.


Un día teniendo casi 19 años, comí mi primer plato de puré de papas luego de años y comí un chocolate y luego una mandarina. Volvía a sentir mi pancita llena y me miré al espejo al mes. Mis amigos de universidad notaron un cambio, estaba subiendo de peso, ya no era amarilla, tenía un color distinto y curvas.
La ropa ya no era xs o s, era talla M y el pelo no se caía, las migrañas siguieron por unos años.
No valió la pena nada de nada.
Chicos, todos vamos a morir, los bonitos, los feos, los gringos, los morenos, los altos, los bajos, etc.
Lo más importante es pelear y luchar hoy , HOY, HOY, HOY.
Tengo 34 años y les cuento esto para que, si estás pasando por esto sepas que no vale la pena estar enfermo porque la vida es muy corta y eres adolescente una sola vez en tú vida.

¿Cómo reconocer a una persona tóxica y alejarte?:
1.- Cuando te echan muchas "flores".
2.- Aceptan que están haciendo las cosas mal y las celebran.
3.- Les encanta el chisme.
4.- Aman los conflictos.
5.- Reyes del drama.
6.- No pueden dejar las redes sociales y se mientes ellos mismos.
7.- Compiten todo el tiempo.
8.- Siempre te dicen que te vez bien.
9.- Están felices tooooooooodo el tiempoo.
10.- Cuentan sus logros cada que pueden.
 11.-  SU VIBRA Y ENERGÍA ES MUY NEGATIVA, NO ACEPTAN ESTAR POR DEBAJO DE ALGUIEN O RECIBIR CONSEJOS O PETICIONES.

ALÉJATE!!!

Un abrazo

Fátima


jueves, 13 de junio de 2019

4 TAZAS DE CAFÉ NO SON SUFICIENTES.

Parecen que 4 tazas de café no son suficientes para quitar el mal sabor de boca que vienen dejando estos días.
Las mujeres somos pasionales y emocionales, no todas pero la gran mayoría. Cumplí 34 años y por primera vez en mi vida supe lo que era de verdad sentir el efecto de una droga por primera y última vez ... y por curiosidad. Estaba en otro mundo, un mundo paralelo en el que pensé que no estaban ocurriendo cosas cuando en realidad estaban pasando. Fue gracioso; nunca entendí el término de "la bajada" por que no entendía el hambre que se siente luego de fumar marihuana. Ahora, lo entiendo, es una sensación de tener el estómago del tamaño de la luna y no llenarte con nada. ¿Recuerdan mi experiencia con los brownies?, algo parecido. Caminando vi a mi mamá y ella se dió cuenta que yo andaba rara. Un día antes mi padre se había enterado de la noticia del periodista "enamorador y abusivo", llamó muy preocupado pero confía en mí, yo estoy bien, pasaron casi 3 años de los hechos y lo único que siento es cólera por que en la vida imaginé que habrían tantas jóvenes afectadas, comprenderán que callarme la boca a esta edad es un poco difícil y no podía evitar sentirme cobarde.
Bueno, regresando a lo que vale la pena, las experiencias y curiosidades de la vida.


De lo que puedo recordar era la ridícula risa que llevé todo el día, la cara de las personas que me veían que no paraba de reirme, es que no podía mover mis músculos faciales de otra manera jajajaj! y esto es lo que escribí en mi diario, tal cual chicos.
Después de la loca aventura de estar dos días en Tinder hace casi un mes y que tomarán screenshots nuevamente jajaa!, esto era lo que estaba en mi lista de cosas nuevas por descubrir.
La experiencia quedó grabada.
Obvio que mi mamá no va a olvidar mi cara y yo estoy feliz de haber vivido estas experiencias. No sabía que Tinder te marcaba la distancia de las personas, ni que en provincia aparecían las personas de esa provincia y menos sabía que la gente podía sacar tu número telefónico.
aichhhh!!! y lo primero que veo es a uno de mis jefes ... PLOP!!, un conocido productor de shows jejeje. Llegué a la conclusión de que si hay personas solteras que desean conocer gente o tener sexo SEGURO usando estas aplicaciones, pues está bien ¿no?, pero siempre con cuidado, ¿cómo saber si no caes en manos de un depravado o de una maniática?.
Escribo lo de mi diario mientras tengo la guitarra al lado, por que no quería dejar pasar este sentimiento de haberla cagado hace menos de 4 semanas y de haber dejado mi marca de Tinder en mi teléfono. No, ya cerré la cuenta.

Abrazos chicos y chicas
los quiero mucho
Fato.

Disculpen no puse fotos muy acordes al texto.

martes, 21 de mayo de 2019

DÍAS DE "INFLUENCIA" Y DE NO ¿ "INFLUENCIA"?


Es increíble cuantos videos puedo ver en un sólo día en youtube, tal vez unas 7.
A veces siento que pierdo el tiempo porque la manera de entretenerme antes era escribir. Pero esto cambiará.
Lo que no llego a comprender del todo es el significado de la palabra "INFLUENCER". Los mencionan en agencias de marketing, campañas publicitarias y en redes sociales .. pero ¿qué son?.
El que la eligió estaba en otra o en cero.
Según el portal itzialrotra.com, un influenciador es : "Partiendo de esta definición básica puede afirmarse que un influenciador digital o influencer puede ser cualquiera, desde personajes públicos e instituciones hasta cualquier individuo que cuente con un perfil en alguna red social, blog o página web y que sea un comunicador nato, es decir, que comparta sus opiniones de forma natural y espontánea, generando un núcleo de seguidores que lo escuchan y valoran, de manera que se provoque una corriente de Word of Mouth derivada de sus intervenciones. El potencial de difusión que tienen estos es inmensamente amplio, y en función de la temática y el alcance que una marca puede necesitar, pueden ser utilizados unos u otros influenciadores. ", y eso me quemó el cerebro .. quiere decir que si eres una persona que no brindas absolutamente nada de positivo a la vida de los que te siguen, eres una lacra de la sociedad con millones de seguidores ... ¿ ya te conviertes en INFLUENCER?.

Veo videos en youtube engañosos: "La verdad sobre mi gordura", "la verdad sobre mi cuerpo", "la verdad de mi divorcio", "la verdad sobre mi bulimia" y eso no es lo peor, les ponen unas portadas llorando o con caras tristes.

¿Se imaginan a donde está llegando esta generación?, a la confusión de que un INFLUENCER es un INFLUENCIADOR. son dos términos distintos que nos han hecho creer que significan lo mismo.

Está bien, imaginemos que vivo de los auspicios y por vivir de los auspicios debo crear un contenido en el que no creo pero por la plata lo debo de aceptar. Eso crea frustraciones.


Imagínate que el producto es más tóxico que el plomo que jamás saldrá de tu cuerpo, pero lo sigues promocionando por que bueno ... te pagaron o te dieron un par de labiales gratis.


¿Vas a influenciar a la gente a que compre estos labiales?.





Amigos hoy en día tengo a la prensa encima y con justa razón. Di la cara ante un episodio de mi vida que no se lo deseo a nadie. Desde ese momento recibo al día cerca de 12 a 16 mensajes de chicos y chicas contándome sus verdades. No es atractivo, no es bonito pero es útil poder aportar a que una vida cambie y a que sus mochilas no pesen.

Influencer?... no soy de nada. Soy una mujer de 33 años que al ver a chicas menores que yo tan afectadas me dije a mi misma "no seas cobarde".

NO TENGO VERGUENZA. No hay por qué.

Los amo. Pero estar sola y seguir sola en esto es duro. Sientes miedo a la exposición pero luego te das cuenta que la vida es corta y puedes ayudar a otras personas más jóvenes.


Y ALLÍ SE ME VA EL MIEDO.
Si se trata de influenciar yo le digo .. JAMÁS JUZGUEN EL LIBRO POR LA PORTADA, lo que te venden las redes sociales... es mentira, así suene a cliché.

Para mí era y es importante que se supiese mi identidad porque si no iba a ser un fantasma. Quiero que sepan que lo que pasé a lo largo de mi vida, la violencia como lo ratos de lucha y momentos hermosos son reales.


No es fácil, lo repito pero es necesario .


Gracias por sus mensajes.
Gracias por que aunque no lo crean, cuando las papas queman se demuestran los verdaderos amigos.

Los quiero.

domingo, 31 de marzo de 2019

LA MENSTRUACIÓN A LOS 33 AÑOS.

Ser mujer no es fácil. Bueno, imagino que ser hombre tampo.
Las mujeres, o mejor dicho, yo; tengo un carácter muy especial antes de que me venga la menstruación.
Me gusta que me comprendan pero ¿es suficiente con decirle a un jefe o a un amigo que te comprenda tu mal humor porque te está por venir la "boda Roja"?.
Suena loco pedir comprensión y atenciones cuando ni yo misma me aguanto, sólo camino y como todo el día, me quejo y ando de mal humor; en serio dan ganas de mandarme a la mierda.
No me dan ganas de trabajar, lo que no es excusa para no hacerlo y me pongo en estado de negación, Dios!! porqué!!? jajajajaj.
Cuando estaba pequeña y veía a mi madre con una toalla higiénica, pensaba que eso nunca me pasaría. Pensaba en lo incómodo que era para ella estar así todo el día.
Estuve en estado de negación durante toda mi infancia hasta el punto de creer que jamás vendría la sangre a mi calzón ... hasta que un día ... mientras jugaba ... a los 13 años .. LLEGÓ.
lloré, la odiaba, detestaba que me felicitaran, que toda mi familia lo supiera, detestaba las toallas higiénicas, que mis tetitas se hincharan y dolieran puta madre no saben lo que era para mí no poder jugar !, no poder manejar bicicleta con facilidad y dejar de dormir boca arriba porque sino toooooodo se derramaba.
Anduve así un año hasta que acepté que ya no era una niña que quería ser niño en algunos aspectos, a mis amigas de cole le comenzó a venir y en los recreos conversábamos de eso como si fuese un acontecimiento mundial.
Esos días usando la toalla de noche para el día y no poder usar pantalonetas para hacer deporte y que los chicos del cole se enteraran y molestaran se convirtieron en mi mejor momento para desarrollar mi actitud.
No estaba bien pero, comencé a lanzarles toallas higiénicas a los chicos ( obvio sin usar).
Comencé a decirle a la profesora que iba al baño a cambiarme mi toalla porque estaba con mi ruler.
Aunque en ese entonces no podía usar un tampón porque era virgen, aprendí a disfrutar de la playa usando mi toallón y sin roche.
Siempre fui una sin verguenza en el mejor sentido de la palabra.
Poco a poco fui comprendiendo lo que es ser mujer y es más que la regla. La parte que me encanta de ser mujer es sentir que puedo estar hecha porquería pero tengo la fuerza de voluntad de levantarme y salir de mi zona de confort. Que si me caigo me levanto. Nunca sentí que competía con un hombre porque siempre me sentí parte de un mismo equipo.

Me discriminaron en muchos aspectos. La música fue el principal.
Me decepcionaron muchos hombres y mientras mi lado masculino actuaba de manera práctica, mi lado femenino jamás pensaba en ser empoderada... porque desde que nacemos somos empoderados.
A mi no me digan empoderada, no me gusta esa palabra ni su significado, es más prefiero referirme a " la fuerza de la mujer" basada en usar nuestros puntos fuertes en educarnos, ser cultas, hacer cultura y no discriminar; y eso también para los chicos.
La regla no me hace mujer y no la siento como un milagro de la naturaleza, es un fastidio!; pero si considero una bendición el poder gracias a ella, tener bebés.

No tener un bebé a mi edad ¿es raro no?, bueno... al menos para la mayoría de la sociedad peruana. Pero ... ¿ Quién dice que no lo tengo?. Cuenta preocuparse por la salud de un niño adoptado, un niño al que le puedes dar una oportunidad de ser feliz y sano. No tengo un hijo, tengo muchos y a todos los amo por igual. Por todos siento ese amor incondicional, por todos corro cuando se enferman. Por el momento se encuentran en casas tipo albergue hasta que tenga una estabilidad económica favorable.
y no, no están sanos en su 100% y ahí está el reto.



Lo quiero, me quiero, y quiero que ustedes se quieran tanto como para saber que hay un límite y una línea muy delgada que puede llegar a un exceso de ego peligroso.

Fato.

martes, 8 de enero de 2019

ES HORA DE QUE DEJES DE CULPARTE. VIVE.

Hola a los pocos que leen estas líneas.
Somos pocos los que aún escribimos en cuadernos, diarios o tal vez pensamientos en algún libro antiguo.
Me gusta mucho escribir en los libros, algunos lo toman como un delito pero, vas leyendo e interpretando lo que lees y más adelante cuando vuelves a leerlo ... tienes otra manera de interpretarlo.
Hace poco estuve leyendo sobre el Dadaísmo y pensaba en aquellas épocas en donde romper un estereotipo era realmente una lucha constante e incluso podrías ser tildado de terrorista o contracultura; me gusta más llamarlo anarquía. Desde mi punto de vista ser un rebelde o ir en contra del sistema sin actuar, no es pertenecer a ninguna de estas corrientes, es como quedarte sentado mientras alguien muere; es como salir a protestar por asesinatos y luego cuando ocurren simplemente permanecer asustados en nuestras casas.


Pienso en la lucha de aquellas personas que viven en la calle, por ejemplo ... los homosexuales que no tienen casa pero sí tienen un hogar. Tu propio cuerpo puede ser tu hogar. Tu mente, tus anhelos, tus pensamientos, tu mundo interior, tus sueños, tus penas y alegrías, tus recuerdos y tus secretos.
Hace mucho tiempo no podía describirme a mí misma. Cuándo me preguntaban cuales eran mis características decía ," soy un poco torpe, honesta, un tanto nerd, hogareña y sencilla".
Sigo siendo torpe, honesta y sencilla. Por torpe me llaman drogadicta, disculpen no es mi intensión andar chocándome a cada rato. Por honesta fui tildada como mala amiga. Por nerd ... egocéntrica y por sencilla ... una chica sin estilo para la moda y loca, enferma mental y ahora la moda es que dicen por allí que consumo cocaína ... plop."
Pero hubo una característica que siempre estuvo allí y no me dí cuenta; me culpaba siempre por lo que le pasaba a los demás, sentía que era mi culpa si alguien perdía el empleo o tal vez si la relación entre mis padres no funcionó; si una amiga subía de peso y yo bajaba de peso, si comía saludable y tal vez si no necesitaba usar grandes prendas para  poder leer o dibujar a cierto nivel; sentía culpa pues me minimizaba al instante.


Usaba frases como ... "pero la comida sana igual es horrible", "pero igual dibujar bien no es crear tu propio estilo", "la relación no funcionó porque eres mucho para él" ... lo cual me convertía en mentirosa.
Y hoy, ya no soporto más esto.
No tengo la culpa de que mis padres no se entiendan, tampoco de que te pelees con tu novio o novia, menos de decidir tomar las riendas de mis verdaderas responsabilidad y pedir ayuda cuando la necesito.
Ser leal es algo que me caracteriza y lo escribo sin miedo, la lealtad, saber que esta persona estará si te pasa algo malo, no te dejará por chismes pues lo que importa es finalmente vivir la vida de manera honrada y tener la conciencia limpia.
No hay nada mejor que la conciencia limpia. No hay nada mejor que ser auténtico, humano, un humano que siente, que llora, que sufre y que goza. Un humano que es tan feliz consigo mismo y lo mucho o poco que tiene que no necesita minimizar o enaltecer a nadie.
No pierdas en enfoque.
Hace uno meses me propuse comenzar el 2019 tatuando diseños retadores y es a lo que me dedico, cada zona del cuerpo de muy diferente, la piel, la sensibilidad y la destreza se ponen a prueba.
No hay control z y eso me encanta. Una vida sin control z, porque a todos nos encantaría volver al pasado pero sabemos que es imposible, y si es imposible entonces mejor ni pensarlo porque nos vamos a frustrar.


Falla, todo lo que puedas, sólo así vas a aprender.
Un abrazo cálido.
Fato.